Tenemos productos 2x1!! Entregas a partir del 4 de marzo.

Blog

Blog Categorías

Post Recientes

Aprende todo sobre el método vertical

Hola! Si me sigues hace tiempo, seguro me has escuchado hablar del método vertical para organizar la ropa. Aquí te respondo las preguntas más frecuentes que surgen al momento de empezar a aplicarlo.

Este método se hizo muy conocido desde que Marie Kondo lo empezó a enseñar en su serie de Netflix “¡A ordenar con Marie Kondo!”.

Primero, ¿por qué se le dice método vertical (o archivo)?

Porque a diferencia del método tradicional (la clásica “torre” de ropa en las repisas), se organizan las prendas en vertical una al lado de la otra, ya sea dentro de cajas o en los cajones.

Pero, ¿cómo logro que la ropa quede en vertical y no se caiga?

Es clave usar la técnica de doblado correcta. En el caso de las poleras, las doblamos una vez más que cuando las pones en repisa, así quedan como un paquetito compacto y se pueden parar dentro de la cajita.

En el caso de los pantalones, se abrochan, se juntan las piernas, los doblas a la mitad (igual como cuando los vas a colgar) y luego en tres partes iguales.

¿Por qué debiera usarlo en vez de la clásica torre de ropa?

Porque con el método vertical, toda tu ropa queda a la vista, a diferencia de la torre que quedan prendas más abajo y que por lo general terminamos usando menos.

Al intentar sacar una polera de la torre, por lo general ésta tiende a desarmarse y hasta caerse, pero con el método vertical sacas una prenda y el resto se afirma entre ellas.

Lo bueno de esta manera de organizar tu ropa, es que se puede usar tanto en repisa como en cajón, sólo tienes que tener algunas consideraciones.

Para las repisas:

Es necesario usar cajas para contener la ropa, de lo contrario no se va a mantener el sistema. Ideal que te quepan dos o más cajas por repisa, para esto es importante tomar las medidas del espacio y comprar cajas acorde a este.

Para poleras, una medida adecuada de caja podría ser de 22 cm de ancho x 30 cm de largo x 15 cm de alto (no más alto o si no la ropa queda escondida).

Para pantalones, una medida adecuada de caja podría ser de 25 cm de ancho x 35 cm de largo x 20 cm de alto (máx).

Son medidas referenciales que a mí me acomodan mucho, pero no significa que tus cajas no puedan medir un centímetro más o un centímetro menos.

Por lo general, para chalecos muy gruesos o polerones, optamos por organizarlos en torre directamente en la repisa (o colgados si es que tienes espacio) porque ocupan demasiado espacio en las cajas y casi no vale la pena.

Para cajones:

En los cajones el método vertical es maravilloso, porque al abrir cada cajón vemos todo su contenido y toda la ropa está al alcance. A diferencia de cuando montamos una prenda sobre la otra, que sólo vemos lo que está arriba y terminamos buceando en el cajón para poder encontrar algo.

Puedes usarlo para tu ropa interior, calcetines, pijamas, ropa deportiva, pañuelos, etc. Y para la ropa de guagua es ideal.

Te recomiendo siempre para prendas pequeñas usar algún organizador o divisor de cajón.

¿Cuándo usar el método diagonal?

El método diagonal es casi lo mismo que el vertical, pero las prendas quedan más acostadas. Tiene los mismos beneficios que el vertical porque todo queda a la vista y a la mano, pero la diferencia es que sirve para cajones más bajos y para prendas que son de telas más resbalosas, como las camisas de dormir y poleras deportivas. Las cuales no se afirmarán si intentas guardarlas en vertical.

¿Se arruga más la ropa al organizarla en vertical?

¡Para nada! A diferencia de la torre, cuando ponemos en vertical las prendas no tienen peso encima, por lo que si pones una cantidad adecuada de ropa en la caja o cajón, ésta no debiera arrugarse más que en el método de tradicional. Convengamos que incluso la ropa colgada se puede arrugar, así que ropa con absolutamente cero arrugas es imposible dentro de un closet.

Tips para usar el método vertical

Te recomiendo que al sacar una prenda de la caja o cajón, afirmes con la otra mano la polera que está al lado, para que sólo salga la que tú quieres.

Al poner una prenda nueva en la caja, haz espacio con la mano contraria empujando un poco el resto para que entre bien la nueva prenda.

Algo que te puede ayudar mucho son nuestras tablas de doblado en 4 tamaños. Son ideales porque toda la ropa queda del mismo ancho, se ve mejor visualmente y puedes optimizar el espacio en tu repisa o cajón al asegurarte que siempre tu ropa quepa perfecto.

Cada tamaño es para un uso específico, te dejo el link más abajo para revises la información.

https://www.o-tres.cl/products/tablas-de-doblado

Espero que te hayan servido estos tips, ahora sólo te falta empezar a aplicarlos y volverte experta/o en este método!!

Cariños,

Antonia.

 

Compartir:

Post anterior
Post nuevo